Archive | December, 2014

¡Abundancia de especias para las festividades! Lee hasta el final para una sorpresa.

20 Dec

Spices_in_an_Indian_marketspices 2

Durante una reciente clase con adultos mayores tuve la oportunidad de preguntarles sobre  que comportamiento habían  cambiado relacionado con sus prácticas de nutrición en  el 2014. ¡Después de mucho debate, la muy vivaracha María recordó! Sí, dijo, “Recuerdo  lo que usted dijo  acerca de utilizar el ajo en polvo en lugar de sal de ajo.” y ¿Por qué es eso? , le pregunté. “Todos sabemos que tenemos que reducir la cantidad de sal que consumimos todos los días, sobre todo aquellos que como yo tienen la presión sanguínea alta y diabetes”.  Ella siguió diciendo: “Usted sabe que nosotros sabemos lo que debemos hacer, pero se nos hace difícil, pero ahora, cuando yo  voy a la tienda, prefiero el ajo o cebolla en polvo en lugar de las versiones con sal”.  El resto del grupo comenzó a hacer comentarios sobre la clase que habíamos tenido sobre cómo reducir la sal… Yo estaba muy complacida de notar lo que aprendieron acerca del sodio y que estaban dispuestos a hacer cambios.

Durante los días festivos,  vamos a preparar todas nuestras recetas favoritas y algunos de ellas incluyen sal. Tratemos de reducir la cantidad que utilizamos por un 1/4 o a la mitad, y usemos algunas de las  especias que hay en el mercado en  su lugar, para la preparación de alimentos y asegurar un buen sabor. Algunos ejemplos incluyen  los siguientes: pimienta de cayena para los tomates,  los clavos para la calabaza de invierno y bebidas festivas, el jengibre para las aves como el pollo y el pavo, la albahaca para las verduras y ensaladas, el orégano para la carne de cerdo,  el romero para la  coliflor y el estragón para las papas. ¿Cuál es su especia o sazonador  favorito?

Aquí les compartimos un par de consejos para cuando considere usar más especias. Si usted está intentando nuevas especias para preparar sus recetas, intente con una especia a la vez hasta que descubra si le gusta el sabor. Compre solo unas pocas, especialmente porque tienden a ser un poco caras. Considere una  visita a su tienda del dólar local donde se puede encontrar una gran variedad a un buen precio. Mantenga las especias en un lugar seco y trate de usarlas en los próximos 12 meses. Las especias también duran más tiempo si se almacenan dentro del congelador. Prepare los guisos, las sopas, las ensaladas y las salsas con sus especias favoritas con un día de antelación para que los sabores se mezclen bien. Ya que estamos por celebrar las fiestas también tengo una pequeña sorpresa para nuestros lectores. Si publican un comentario en nuestro blog mencionando cuál es su  especia favorita y cómo la usan los vamos a incluir en un sorteo de un set de especias, cortesía de bilingualopinions! ¡Dejemos  que las especias fluyan y éxito en la cocina!

Spices Galore for the Holidays, read to the end for a special surprise

20 Dec

Spices_in_an_Indian_marketspices 2

During a recent class with senior adults I had the opportunity to ask them about one behavior they changed  related to their nutrition practices in 2014. After much of a discussion, the very bubbly Maria, remember one! Yes, she said, “I remember what you said about using garlic powder instead of garlic salt.” And why is that? , I asked. Well “We all know that we need to reduce the amount of salt we consume every day, especially those who like me have high blood pressure and diabetes”. She continued to say: “You know that we know what to do, but it is hard, but now when I go to the store I prefer the garlic or onion powder instead of the salt versions”. The rest of the group started to make comments about the class we had earlier about cutting the salt….. I was very please to noticed what  they learned about sodium and that they were willing to make changes.

During the Holidays we will prepare all of our favorite recipes and some of them will call for salt. Try to reduce the amount you use by a 1/4 or a 1/2 There are many spices we can use instead, for food preparation. Some examples include the following: allspice for tomatoes, cayenne for vegetables, cloves for winter squash and holiday drinks, ginger for poultry, basil for vegetables and pasta salad, oregano for pork, rosemary for cauliflower and tarragon for potatoes. Which one is your favorite?

A couple of hints should be considered. If you are trying new spices to prepare your recipes make few changes until you discover if you like the taste. Buy a few, especially because they tend to be expensive. Consider a  visit your local dollar store where you can find a good variety at a good price.  Keep your spices in a dry place and try to use them within a year. They will  also last longer  if you store them inside the freezer. Prepare your stews, soups, salads and sauces a day ahead so the flavors can blend. Since we are about too celebrate the holidays I have a little treat for our readers. If you post  a comment on our blog  mentioning which one is your favorite spice and how you use it, you will be enter in a drawing of a set of spices, courtesy of bilingualopinions! Let’s the spices flow and happy cooking!!!

Food and state of mind

4 Dec

Research indicates that, in some ways, diet may influence mood. Dietary changes can bring about changes in our brain structure (chemically and physiologically), which can lead to altered behavior. Try to incorporate as many as the following suggestions as possible for you and your family, because regardless of their effects on mood, most of these changes offer other health benefits as well.

Know what to avoid. Before you can eat mood-boosting foods, it’s important to know which foods to leave off (or limit) on your shopping list. The biggest bad-mood culprits are refined carbohydrates, like sugar. The simple sugars that are in junk foods like candy and soda-as well as in everyday foods like fruit juice, syrup, and jams-can cause your blood sugar to go up and down like a roller coaster. Refined white starches such as white rice, white bread, and crackers can have the same effect. Blood sugar spikes and drops can leave you with a short-lived burst of energy followed by a tired, cranky feeling. For best mood results, you should also avoid alcohol, since it’s a depressant and can disturb your sleep.

Don’t skip meals. It may be tempting to rush out the door without breakfast, but researchers report that starting the day without fuel-or bypassing any meal-is a mistake. If you keep yourself from getting too hungry, you may be able to avoid a bad mood.

Eat often enough. According to research, you should eat every four to five hours to keep your blood sugar levels steady. Eating at regular intervals helps to ensure that your body has a continuous source of fuel, and this may assist in keeping your mood stable.images[4]

Best foods to eat to stay healthy and happy:

  • Protein. Adding protein to your meals can help slow the absorption of carbohydrates in your blood, which may improve your mood for several hours after eating. Eggs, poultry, seafood, tofu, and low-fat yogurt are all smart protein choices. 
  • Vitamins. There are a few specific vitamins that research has suggested can be helpful for mood. Research reported that vitamin D may help relieve mood disorders. Studies have also suggested that the vitamins folate and B12 may help ease depression. To get your daily dose of vitamin D, try low-fat milk, egg yolks, and soymilk. Many doctors also recommend adding a multivitamin that contains vitamin D. Broccoli, lentils, oatmeal, and oranges are high in folate, while cottage cheese, lean beef, and salmon can provide vitamin B12.
  • Fiber. Foods that contain soluble fiber-such as brown rice, barley, pears, and peas-can slow the absorption of sugar into your bloodstream, decreasing mood swings. 

There is a clear relationship between food and your state of mind. When you combine strategies for eating regularly with foods that may have a positive effect on your well-being, you can plan meals that may help you to feel better. Plus, you can also avoid foods that may make you feel worse. Now that’s something to be happy about!

 

La comida y el estado mental

4 Dec

Las investigaciones demuestran, que de alguna manera, la dieta influye en el estado de ánimo. Los cambios en la dieta pueden ocasionar cambios en la estructura del cerebro (química y fisiológicamente), lo que puede conllevar a alteraciones del comportamiento. Trate de incorporar tantas de las siguientes sugerencias como pueda a usted y a su familia, porque sin importar sus efectos en el estado de ánimo, la mayoría de estos cambios ofrecen de igual manera beneficios a la salud.

Sepa que evitar: antes de consumir alimentos que estimulen el ánimo, es importante saber que comidas dejar (o limitar) fuera de su lista de compras. Los mayores culpables del mal humor son los carbohidratos refinados, como el azúcar. Los azucares simples que se encuentran en la comida chatarra como dulces, soda, y de la misma manera jugos de fruta, siropes, y mermeladas, pueden causar que el azúcar en su sangre sube y baje como en una montaña rusa. Los almidones blancos refinados como el arroz blanco, el pan blanco, y las galletas de sal pueden tener el mismo efecto. El azúcar en la sangre puede tener picos y caídas que lo pueden dejar con una explosión de poca duración de energía seguida de un sentimiento de cansancio y de irritabilidad. Para mejores resultados en el estado de ánimo, debe evitar de la misma manera el alcohol, ya que es un depresivo y puede perturbar su sueño.

No se salte ninguna comida: puede ser tentador salir corriendo sin desayunar, pero los investigadores han reportado que empezar el día sin gasolina, o pasar sin consumir alguna comida, es un error. Si se mantiene sin sentirse con mucha hambre, puede evitar estar malhumorado.

Coma con la suficiente frecuencia: de acuerdo con las investigaciones, usted debe comer cada cuatro o cinco horas para mantener estables los niveles de azúcar en la sangre. Comer a intervalos regulares asegura que su cuerpo tenga una fuente continua de gasolina, y esto puede ayudarle a mantener un estado de ánimo estable.

Los mejores alimentos para estar saludable y feliz:

  • Proteína: agregar proteína a sus comidas le puede ayudar a disminuir la absorción de carbohidratos en la sangre, lo que puede mejorar su humor por muchas horas después de comer. Huevos, pollo, comida de mar, tofu, y yogures bajos en grasa, son todas excelentes elecciones de proteína.
  • Vitaminas: existen pocas vitaminas específicas que las investigaciones han demostrado pueden ayudar con el estado de ánimo. Investigaciones reportan que la vitamina D puede ayudar a aliviar desordenes del humor. Estudios han sugerido también, que las vitaminas folato y B12 pueden ayudar a aliviar la depresión. Para obtener su dosis diaria de vitamina D, pruebe la leche baja en grasa, las yemas de huevo, y la leche de soya. Muchos doctores también recomiendan tomar un multivitamínico que contenga vitamina D. El brócoli, las lentejas, la avena, y las naranjas, tienen alto contenido de folato, mientras que el requesón, la carne magra, y el salmón suministran vitamina B12.
  • Fibra: Los alimentos que contienen fibra soluble como el arroz integral, el centeno, las peras, y las arvejas, pueden disminuir la absorción del azúcar en la sangre, disminuyendo los cambios de ánimo.  

Existe una relación clara entre la comida y su estado de ánimo. Al combinar estrategias como la de comer con regularidad alimentos que pueden tener un efecto positivo en su bienestar, usted puede planear comidas que pueden ayudarle a sentirse mejor. Además, usted puede evitar alimentos que lo hacen sentirse peor, y esto es algo por lo que hay que estar feliz!